Publicidad

27 de noviembre de 2017

Te presento a Ranea y Danea

©Amnistía Internacional/ Giorgos Moutafis
Amnistía Internacional
"Tuvimos que dejar nuestro país por el ISIS, ellos mataron a nuestro tío... En Moria (Grecia), la vida era muy mala, (había) peleas, incendios ... Me gusta la gente que viene a ayudarnos porque piensan en nosotros"
Se aproxima un nuevo invierno en las islas griegas y miles de personas, incluidos niños y niñas de muy corta edad, mujeres solas o embarazadas y personas con discapacidades físicas, están atrapadas en terribles condiciones. Ya no acaparan portadas en los medios ni abren telediarios, pero continuan viviendo en condiciones atroces, durmiendo en el suelo durante meses. El día a día de muchas de ellas está marcado por una constante inseguridad, incluso para conseguir suficiente comida.

Ranea y Danea son niñas gemelas de 11 años de Irak. Las dos hermanas, padres y hermano mayor han quedado varados en Lesbos (Grecia) durante 16 meses como resultado del acuerdo entre la UE y Turquía.

Las gemelas de 11 años tuvieron que huir de Irak con sus padres y su hermano mayor, cuando el estado islámico tomó su ciudad y comenzó a matar gente, entre ellas, a su tío. Han huido a Europa en busca de protección, pero los líderes europeos no están preocupados por ellas. Desde marzo de 2016, esta familia está atrapada esperando que Europa resuelva la crisis de las personas refugiadas. Todo lo que quieren, le cuentan a nuestro equipo sobre el terreno es "continuar con nuestras vidas". Por ahora Europa no lo permite y ellas sólo han podido comenzar las clases gracias a la ayuda de una organización no gubernamental local.

Ranea y Danea también tienen derecho a fotografías sonrientes del primer día de clases y a empezar una nueva vida.

Muchísimas gracias por tu apoyo.

Esteban Beltrán
Director Amnistía Internacional Sección Española

Amnistía Internacional vía email

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicidad
IBSNAl Este de Epem en Twitter