Publicidad

27 de junio de 2016

Antes y después del 26J

RBlanco

Que el PSOE haya evitado el famoso sorpasso, con todos los medios en contra, con juego sucio, difamación y calumnias incluidos y haciéndole propaganda gratuita a Podemos, es todo un éxito. La pena es que haya subido el PP, que era lo se que buscaba el ningunear a Pedro y al PSOE en los medios. Un juego al que se prestó Pablo Manuel, pensando más en él y en destruir al PSOE, que en el bien de la ciudadanía.

En lugar de tender puentes, Iglesias Turrión y Podemos, intentaron derribarlos. Pudo votar a un presidente socialista votando sí o absteniéndose y lo que eligió fue votar con Rajoy y las desigualdades, los recortes, la corrupción y la pérdida de derechos. Esperemos, aunque lo dudo, que deje su egocentrismo y prepotencia a un lado y ayude a que españoles y españolas podamos volver a vivir con la misma dignidad y los mismos derechos que teníamos antes de la llegada de Rajoy.

Vergonzosa la campaña de insultos, descalificaciones y calumnias de gente de Podemos en las páginas de Pedro Sánchez y del PSOE. Una cosa es la ideología de cada una y cada uno y otra a falta de respeto y el insulto gratuito. Se dice que tenemos la generación más preparada, pero, desde luego, no la más educada. Defender unos ideales como hooligan's es más propio de fanáticos que de seguidores de un partido político.

Así como vergonzosa, durante la dos campañas electorales, la actitud de la mayor parte de los medios de comunicación españoles -prensa y televisión-, que no sólo le hicieron la campaña a Podemos -sobre todo los de izquierda-, sino haciendo un juego sucio y repugnante en contra de Pedro Sánchez y del PSOE.

Aunque no soy una militante, agradezco a José Antonio Zarzalejos -un periodista de derechas- su ética profesional al denunciar el juego sucio contra Pedro. Uno o una pueden tener sus ideas políticas -faltaría más- y mantener una visión ética y objetiva de la información.

En el PSOE, lo barones territoriales deberían aprender a morderse la lengua y dejar actuar a su Secretario General, elegido por las bases. Si algo tienen que criticar que lo hagan donde deben hacerlo, que a algunos les ponen un micrófono delante y se creen los dueños del mambo, sin pararse a pensar en el daño que pueden hacerle al partido al que pertenecen y representan.

Lamentar, finalmente, la bajada de Ciudadanos que aunque ideológicamente estamos a años luz, hay que reconocerle que junto con el PSOE, se sentaron a dialogar logrando un acuerdo de progreso, al que Podemos, que pensaba más en asaltar los cielos que en la ciudadanía, no quiso llegar. En política, cuando se busca el bien común, hay que aprender a dialogar y, sobre todo, a ceder.

RBlanco

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Publicidad